Mostrando entradas con la etiqueta FISICA CUANTICA. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta FISICA CUANTICA. Mostrar todas las entradas

martes, 9 de enero de 2018

Descubren cómo revertir la flecha del tiempo.

Imagen: PIRO4D

A través del entrelazamiento cuántico es posible que el tiempo viaje del futuro al pasado

Físicos brasileños han descubierto cómo revertir la flecha termodinámica del tiempo. Usando el entrelazamiento cuántico, han creado condiciones iniciales inéditas que permiten que el calor fluya de una partícula cuántica fría a otra más caliente. El descubrimiento permitirá crear motores cuánticos capaces de realizar tareas imposibles para las máquinas actuales.

n experimento cuántico ha puesto de manifiesto que la flecha del tiempo puede invertirse: el calor fluye espontáneamente de una partícula cuántica fría a otra más caliente bajo ciertas condiciones.

Lo explican en un artículo publicado en Arxiv científicos de la Universidad Federal de ABC en Brasil, señalando que el descubrimiento parece revertir la idea de que los procesos naturales avanzan siempre del pasado al futuro pasando por el presente, pero nunca al revés.

La expresión flecha del tiempo fue acuñada en 1927 por el astrónomo británico Arthur Eddington para describir esa propiedad unidireccional del tiempo, que no tiene su equivalente en el espacio. Para Eddington, la flecha del tiempo es una propiedad exclusiva de la entropía, la magnitud física que mide el grado de organización de un sistema termodinámico en equilibrio y describe su irreversibilidad.

La existencia de la flecha del tiempo se desprende de la segunda ley de la termodinámica, según la cual la entropía o el desorden tienden a aumentar con el tiempo en un sistema cerrado. Esa ley explica por qué el calor fluye espontáneamente del calor al frío, pero no al revés.

El nuevo resultado, sin embargo, "muestra que la flecha del tiempo no es un concepto absoluto, sino un concepto relativo", dice el coautor del estudio Eric Lutz, físico teórico de la Universidad de Erlangen-Nürnberg en Alemania, según informa la revista ScienceNews.

Los diferentes sistemas pueden tener flechas del tiempo que apuntan en diferentes direcciones, añade Lutz. Si bien la flecha aparentemente se invirtió para las dos partículas cuánticas que estudiaron los investigadores, sin embargo, la flecha del tiempo apuntó en su dirección típica del pasado al futuro en el la mayor parte del experimento.

La flecha del tiempo está vinculada a las condiciones iniciales del universo, que son las que la determinan. El nuevo experimento ha puesto de manifiesto que si se consiguen crear en laboratorio sistemas con otras condiciones iniciales, diferentes a las que se dieron en el origen del universo, entonces es posible conseguir que la flecha del tiempo vaya del futuro al pasado, que el calor fluya de los objetos fríos a los calientes.

Moléculas de cloroformo

Lo han conseguido manipulando moléculas de cloroformo, que están hechas de átomos de carbono, hidrógeno y cloro. Los científicos prepararon estas moléculas para que la temperatura, a juzgar por la probabilidad de que el núcleo de un átomo se encuentre en un estado de energía superior, fuera mayor para el núcleo de hidrógeno que para el carbono.

Así descubrieron que, cuando los estados de energía de los dos núcleos no estaban entrelazados, el calor fluía normalmente, desde el hidrógeno caliente al carbono frío. Pero cuando los dos núcleos están sujetos al entrelazamiento cuántico de forma suficientemente fuerte, el calor fluye hacia atrás, calentando el núcleo caliente y enfriando el núcleo frío.

La clave está, según los investigadores, en usar el entrelazamiento cuántico para unir los núcleos antes del experimento. El entrelazamiento es un proceso cuántico mediante el cual dos partículas cuánticas comparten la misma existencia, aunque estén separadas entre sí. Los investigadores usaron el entrelazamiento cuántico para crear condiciones iniciales originales en un sistema cuántico, consiguiendo así que el tiempo discurra en sentido inverso, del futuro al pasado.

Cuando los núcleos se entrelazan cuánticamente, la relación de ambos núcleos impone límites a la forma en que se comportan las partículas, creando una especie de corriente que impulsa la energía térmica en la dirección opuesta. "Se observa un flujo de calor espontáneo desde el sistema frío al caliente", dicen los investigadores.

"Nuestros resultados sobre la flecha termodinámica del tiempo también pueden tener consecuencias estimulantes sobre la flecha cosmológica del tiempo", señalan los investigadores.

El experimento no funciona únicamente en sistemas cuánticos, sino también a niveles más complejos, ya que se ha observado que enormes cantidades de moléculas replican lo observado en el experimento.

Por eso es posible pensar en nuevas tecnologías en las que la flecha del tiempo discurre en sentido inverso. Los científicos esperan utilizar la extraña termodinámica de las partículas cuánticas para crear motores cuánticos que podrían realizar tareas más allá del alcance de las máquinas actuales.

Referencia

Reversing the thermodynamic arrow of time using quantum correlations. arXiv:1711.03323


fuente/Tendencias21

jueves, 4 de enero de 2018

El Cerebro estaría Conectado con el Cosmos a Escala Cuántica.

Resultado de imagen de CEREBRO COSMOS

Este vínculo podría explicar cómo de los procesos cerebrales físicos emerge la consciencia, según una nueva hipótesis

¿Cómo pueden los procesos cerebrales físicos dar lugar a la consciencia, que es inmaterial?

En la relación entre la actividad neuronal y la escala quántica del cosmos podría estar la respuesta, según algunos científicos.

Es lo que proponen Dirk K F Meijer y Hans J.H. Geesink, de la Universidad de Groninga, en Holanda, en un artículo publicado en "NeuroQuantology".

Era de esperar que los avances del último siglo en física quántica y la cosmovisión derivada de ellos llevaran a una variación de la definición de "consciencia" y "mente".

Quizá algún día estos avances ayuden a responder a la inquietante pregunta sobre cómo de los procesos cerebrales (es decir, físicos) puede emerger la consciencia, que es inmaterial.

La relación entre la actividad neuronal (la de las células del cerebro) y la escala quántica (la de las partículas que conforman los átomos) ya fue abordada en los años 90 por los investigadores Roger Penrose y Stuart Hameroff con una sorprendente teoría que, hace poco y a raíz de nuevos hallazgos, ha sido revisada.

Se trataba de la hipótesis de la "Reducción Objetiva Orquestada u Orch OR", que propone que la consciencia se deriva de la actividad de las neuronas a escala quántica o subatómica, es decir, de procesos quánticos biológicamente orquestados en los microtúbulos o minúsculas estructuras tubulares situadas dentro de las neuronas del cerebro.

Esa actividad quántica entrañada a un nivel cerebral profundo, además de gobernar la función neuronal y sináptica, conectaría los procesos cerebrales a procesos de autoorganización presentes fuera del cerebro, en la estructura quántica de la realidad, afirmaban Hameroff y Penrose.


Es decir, que nuestro cerebro podría estar conectado a una estructura externa, que de alguna manera sería 'proto-consciente'.

El cerebro habla con los campos

Hace unos meses, la revista NeuroQuantology publicaba un artículo (Consciousness in the Universe is Scale Invariant and Implies an Event Horizon of the Human Brain) sobre la consciencia desde una perspectiva quántica, que va incluso más allá de la propuesta de Hameroff y Penrose.


Firmado por los científicos Dirk K F Meijer y Hans J.H. Geesink de la Universidad de Groninga, en Holanda, teoriza que nuestro cerebro, además de ser un órgano de procesamiento ligado a nuestro organismo, con el que intercambia información continuamente, está vinculado al resto del universo a nivel quántico.

Según Meijer y Geesink, a dicho nivel, nuestro cerebro estaría conectado con campos cósmicos como el de la gravedad, el de la energía oscura, el de la energía punto cero o el de las energías de los campos magnéticos de la Tierra.

Esa conexión se daría a través de mecanismos bien establecidos por la teoría cuántica como, el entrelazamiento cuántico (que vincula a partículas entrelazadas más allá del espacio-tiempo)


el efecto túnel quántico (que se da cuando una partícula quántica viola los principios de la mecánica clásica, al atravesar una barrera de potencial imposible de atravesar para una partícula clásica)

La idea nos recuerda a la propuesta en 2008 por un estudio (Quantum Zeno Effect Underpinning the Radical-Ion-Pair Mechanism of Avian Magnetoreception), en el que se relacionaba la capacidad de orientación de las aves migratorias con una posible "conexión quántica" de estas con el campo magnético terrestre.

Aunque en aquel caso el campo magnético no "conectaba" con el cerebro de las aves, sino con los electrones presentes en los iones más inestables de sus retinas.

El idioma es una geometría

Meijer y Geesink proponen que el cerebro podría "comunicarse" con esos tipos diversos de campos gracias a una geometría, la conocida como geometría de toro o toroidal, que básicamente está constituida por espirales circunscritas en una esfera (se puede entender imaginando una rosquilla).

Al parecer, el toroide es la forma que tienen los átomos, los fotones y toda unidad mínima constitutiva de la realidad.

Pero no solo:

Según los investigadores holandeses, nuestro cerebro se organizaría también siguiendo esta estructura (aquí hemos hablado antes de las geometrías que forma el cerebro en su actividad).

Esa coincidencia geométrica es la que permitiría al cerebro acoplarse a los campos que nos rodean, para recibir de ellos información continuamente en forma de ondas.

Gracias a esto, en nuestra mente se actualizaría, de manera continua, un espacio de memoria global simétrica al tiempo.

Además, el acoplamiento y ajuste continuos del cerebro a los campos externos, afirman Meijer y Geesink, permitirían guiar la estructura cortical del cerebro hacia una mayor coordinación de la reflexión y de la acción, así como hacia una sincronía en red, que es la necesaria en los estados de consciencia.

La mente como campo

Pero los investigadores holandeses van más allá de todo esto en sus postulados.

También señalan que la consciencia no es exclusiva del cerebro, sino que surgiría en todo el universo a escala invariante, de nuevo a través del acoplamiento anidado toroidal de varias energías de campos.

Quizá esto pudiera relacionarse con el concepto de "proto-consciencia" de Hameroff y Penrose, e incluso con la idea de la matriz de información universal del paradigma holográfico propuesto por el físico David Bohm en el siglo XX.

Meijer y Geesink llegan a describir la mente como un campo situado alrededor del cerebro (lo llaman campo estructurado holográfico), que recogería información externa al cerebro y la comunicaría a este órgano, a gran velocidad (no en vano hablamos de procesos quánticos).

Los investigadores aventuran que este hecho podría explicar la rapidez con la que el cerebro registra y procesa información del entorno, a nivel consciente e inconsciente.

Ese campo estructurado holográfico estaría, según ellos, en la cuarta dimensión o espacio-tiempo, aunque tenga efectos en nuestro cerebro tridimensional e incluso en la manera en que percibimos el mundo en tres dimensiones.

Curiosamente, una idea "parecida" proponía hace unos años el antropólogo Roger Bartran, en su obra Antropología del cerebro - La conciencia y los sistemas simbólicos, aunque en aquel caso la parte de consciencia humana "fuera del cerebro" se ubicaba en los sistemas culturales, con los que algunas regiones cerebrales están estrechamente ligadas.

Implicaciones

Para los científicos holandeses, su hipótesis tiene profundas implicaciones filosóficas:

Sugiere que existe una,

"profunda conexión de la humanidad con el cosmos" que nos obliga a tener "una gran responsabilidad sobre el futuro de nuestro planeta", escriben en su artículo.

Asimismo, su teoría podría conllevar un atisbo de respuesta para la pregunta con la que iniciamos este artículo:

¿Cómo los procesos cerebrales (es decir, físicos) dan lugar a la consciencia, que es inmaterial?

Quizá sea que existe un campo mental situado en la cuarta dimensión, allí conectado a otros campos externos mientras, al mismo tiempo, forma parte física de nuestro cerebro.

Pero habrá que esperar a que ese campo mental sea una certeza para poder lanzar conclusiones definitivas.


Referencia

Dirk K.F. Meijer, Hans J.H. Geesink - Consciousness in the Universe is Scale Invariant and Implies an Event Horizon of the Human Brain

fuente/Biblioteca PLeyades

lunes, 18 de diciembre de 2017

Dorje: la llave que abre los dos Mundos.

Uno de los Enigmas de la Historia es descubrir si existe una puerta de acceso que permita acceder a la Universidad de Paralelo y sus otras realidades. Quizás la Llave se llama Dorje. Reliquia que sirve para Orar, Meditar, Sanar y ... abrir ese otro Mundo Paralelo. Espero que os guste y que os de las pistas en la búsqueda de la Verdad.



fuente/Sabiens

viernes, 14 de julio de 2017

El reciente descubrimiento en la física cuántica muestra que la realidad no es lo que parece.


Todas las principales teorías de la ciencia se basa en la idea de que todo en este mundo se forma a partir de la construcción de bloques de partículas materiales. Sin embargo, los nuevos avances en el campo fascinante y cada vez mayor de la física cuántica sugieren que este supuesto desde hace mucho tiempo podría estar completamente equivocado.

EL MUNDO ESTÁ COMPUESTO DE ENERGÍA, NO DE LA MATERIA.

Nuevos experimentos y estudios realizados en laboratorios como el CERN parecen sugerir que todo lo que en realidad está compuesto de energía en lugar de las partículas materiales, incluidos los seres humanos.

Los investigadores que examinaron el comportamiento de las partículas en el nivel cuántico han encontrado a través de varios experimentos con aceleradores de partículas como el Gran Colisionador de Hadrones en el CERN que los componentes básicos de la materia parecen estar compuestas de energía pura. Estos experimentos también han dado algunos resultados muy interesantes sobre la forma en partículas subatómicas se comportan cuando están expuestos a diferentes interacciones y observaciones. Se ha encontrado que cuando se observan estas partículas, que comienzan a actuar como unidades físicas. Sin embargo, cuando se quedan sin ser observado por cualquier período de tiempo, actúan como ondas de energía. Esto ha sugerido a muchos físicos teóricos que el mundo material se mantiene unido por la conciencia en lugar de la realidad material . Quizás aún más interesante, los investigadores también han descubierto que todo en el universo parece estar conectado.

Este concepto, que se conoce como entrelazamiento cuántico demuestra que una vez que las partículas han interactuado entre sí en una ocasión, a continuación, que están conectados de forma irrevocable entre sí y responderán a las señales energéticas de cada uno. Esta respuesta se produce no importa cómo físicamente distante las dos partículas son el uno del otro. Dado que todas las partículas existentes en la actualidad han estado presentes en el universo desde el Big Bang, parece lógico suponer que cada partícula individual en el universo está conectado de esta manera.

Las teorías científicas que explican el comportamiento extraño de partículas en el nivel cuántico todavía están en curso, y se necesita más investigación en gran medida a llevarse a cabo antes de los investigadores a comprender verdaderamente lo que significan estas observaciones. Sin embargo, lo cierto es que los descubrimientos relacionados con la física cuántica en los últimos años tienen la capacidad de cambiar para siempre la forma en que los seres humanos entender e interactuar con el universo.




martes, 11 de julio de 2017

El Otro Yo, nuestro Doble Cuántico.

Resultado de imagen de cuerpo energético

Desde Einstein sabemos que el tiempo tal y cual nosotros lo concebimos no existe. Según la teoría del físico francés Jean Pierre Garnier Malet (especializado en mecánica de fluidos) todo en el Universo es doble, desde los planetas hasta los granos de arroz. Su famosa teoría del desdoblamiento de las fases del tiempo, dice que los seres humanos, como seres multidimensionales, tenemos también nuestro doble, mientras nosotros existimos en tiempo real, él lo hace en el cuántico, en estado ondulatorio, que es el estado de nuestro cuerpo energético.

A pesar de vivir en otro tiempo y espacio, hay ranuras temporales donde podemos conectar con ese otro yo, que se mueve a velocidades superiores a la luz. Con nuestro pensamiento, generalmente orientado hacia el mañana, tendiente a planificar y proyectar, vamos creando diferentes posibilidades de futuro (futuros probables).

Durante algunos instantes entre instantes (millonésimas de segundo) nuestro estado corporal contacta o pasa al estado ondulatorio y vivimos en el cuántico sin enterarnos. Podemos intercambiar información con el doble mientras dormimos y estamos en la fase REM o sueño paradoxal, que es cuando nuestra actividad cerebral es más intensa. No sólo podemos contactar con él, sino pedirle que colabore para sanar nuestros pensamientos y emociones y para que los problemas de nuestra vida se resuelvan.

Cómo contactar con tu Yo cuántico

1. Ir a dormir en calma, ese otro yo existe en una frecuencia elevada. No habrá comunicación si no estamos en el estado adecuado, sino que por el contrario podríamos captar lo que el físico llama informaciones parasitarias, que provocarían el efecto opuesto al deseado.

2. Estar hidratados, ya que la información pasa a través de los líquidos de nuestras células. Por lo cual es conveniente beber un vaso de agua antes de dormirnos.

3. Hacer un ejercicio de introspección (el examen de consciencia, de toda la vida) y si caemos en la cuenta de que hemos estado pensando mal, pedir que se cambien nuestros patrones de pensamiento negativo. Pensar bien de nosotros mismos y de los demás

4. Alcanzar un estado de benevolencia y total confianza antes de hablar a nuestro doble y exponer con detalle lo que necesitamos resolver, el pedido debe ser sólo para temas propios, recuerda que estás hablando contigo mismo. Pedir la solución que deseamos u otra posibilidad que sea la adecuada para nosotros y armoniosa para el mundo. Esto se hará justo en el momento antes de dormirnos, en la frecuencia de ondas alfa. Luego nos entregaremos al sueño con tranquilidad.

5. Al día siguiente debemos estar atentos a los mensajes intuitivos y a las sincronías o pequeños milagros que surjan en nuestra vida cotidiana.

Garnier dice que buscando y reencontrando el contacto con nuestro doble podremos equilibrarnos y hallar el sentido de nuestra vida terrestre. Y explica que por una equivalencia entre el tiempo del yo ondulatorio y el nuestro, hay un período que puede alcanzar hasta 40 días para que se resuelvan los temas que dejamos en manos del doble.

Dentro de ese lapso de tiempo él explorará lentamente esos futuros probables que nuestra mente ha proyectado y adoptará la opción más conveniente, creando así nuestra realidad presente. Depende de la complejidad del pedido, esto también podría resolverse en unos pocos días, tres, por ejemplo.

Es innegable que la ciencia se enamora cada vez más de la espiritualidad.


fuente del texto/consejosdelconejo.com

miércoles, 17 de mayo de 2017

¿Es la Conciencia la que produce la realidad a nivel cuántico?

LA PREGUNTA QUE MOLESTA A ALGUNOS CIENTÍFICOS E INTRIGA A OTROS: ¿ES LA CONCIENCIA UNA PROPIEDAD FUNDAMENTAL DE LA NATURALEZA? ¿INTERVIENE PROFUNDAMENTE EN EL SURGIMIENTO DE LOS ESTADOS CUÁNTICOS QUE COMPONEN LA REALIDAD?

Resultado de imagen de ¿ES LA CONCIENCIA LA QUE PRODUCE LA REALIDAD A NIVEL CUÁNTICO?



Esta es la pregunta incómoda para los físicos, pero de alguna manera insoslayable. ¿Afecta la conciencia la realidad en su nivel fundamental? ¿Es el mundo un proceso que emerge de manera interdependiente con nuestra conciencia? Casi 100 años de lidiar con el llamado "problema del observador" en la física cuántica sugieren que la realidad no puede desligarse de nuestras observaciones de la misma y tomarse como algo objetivo, que existe por su propia cuenta. Esto no significa necesariamente que sea nuestra conciencia la que produce los extraños comportamientos que emergen al observar un fenómeno; sin embargo, sí obliga a que lo consideremos seriamente, algo que incómoda a los físicos puesto que pone en entredicho la realidad material y el paradigma materialista. Asimismo, este debate tiene el enorme problema de que la física y la neurociencia no han logrado entender y producir una definición de la conciencia --se le conoce como "el problema duro de la ciencia"-- y algunos físicos y filósofos materialistas incluso han llegado a creer que la conciencia es una ilusión --una ilusión generada por nuestro cerebro y sus procesos enteramente materiales.

El caso que cuestiona más seriamente la naturaleza de una realidad material independiente objetiva es el experimento de la doble rendija, en el que se presenta un colapso de una partícula cuántica. Este colapso en un estado definido ocurre de manera sorprendente en función solamente al acto de notar, y no por una perturbación física en la medición. La luz se encuentra en un estado de superposición, se comporta como una onda de probabilidades, y cuando es observada de cierta forma emerge como una partícula (de otra manera, mantiene su naturaleza de onda). Lo más extraño de todo es que la naturaleza parece saber si vamos a hacer una medición o no y se comporta en conformidad con esto (para una descripción completa de este experimento, se puede ver el siguiente video).


Esto ha llevado a algunos científicos a considerar el posible papel de nuestra conciencia en manifestar un cierto comportamiento a nivel subatómico. Eugene Wigner así lo creía: "Se deriva de aquí que la descripción cuántica de los objetos está influenciada por las impresiones que entran en mi conciencia". El físico John Archibald Wheeler consideró que en realidad no existía la división entre sujeto y objeto sino que vivimos en un universo participativo, en el cual el acto de observación incluso ha moldeado la evolución del universo, todos los posibles estados cuánticos para llegar a este momento, a esta realidad.

Adrian Kent, de la Universidad de Cambridge, sugiere que es posible que la conciencia altera de manera sutil las probabilidades cuánticas, esto es, que la mente afecta los resultados de las mediciones. Kent mantiene que la conciencia no determina exactamente "qué es real", pero que podría afectar la probabilidad de que cada una de las actualidades que permite la física cuántica sea la que, de hecho, observemos. Esto lo podría hacer de formas que no pueden predecirse por la teoría cuántica. En otras palabras la conciencia no estaría creando la realidad, pero sí estaría afectando qué realidad o actualidad observamos.

Roger Penrose, por otro lado, ha teorizado que la conciencia tiene un origen cuántico. La idea de Penrose de la "reducción objetiva orquestada" (Orch-Or en inglés) sugiere que el colapso de la interferencia cuántica y la superposición son procesos físicos reales. Penrose, junto con Hameroff, ha teorizado que existe una estructura material en el cerebro, los microtúbulos, que permiten una cognición cuántica. Estos codones de proteínas serían capaces de existir en estados de superposición. No hay, sin embargo, evidencia de esto.

El físico Matthew Fisher mantiene que el cerebro podría tener moléculas capaces de sostener estados de superposición cuántica más robustos, basándose en átomos de fósforo, los cuales existen en todas las células. Los núcleos de fósforo tienen un espín que los hace similares a magnetos con polos apuntando en diferentes posiciones. En un estado de entrelazamiento, el espín de uno de los núcleos depende del otro, lo cual es ya un estado de superposición que involucra más de una partícula cuántica. Esto podría resistir lo que se conoce como decoherencia y permitir la emergencia de una conciencia cuántica.




fuente/Pijamasurf

jueves, 4 de mayo de 2017

Neonexus: La ecuación secreta de términos desconocidos positivos



Una vez más y a petición vuestra vuelve una reflexión basada en una ecuación secreta.

Si amigos y amigas, hoy voy a escribiros a lo que yo llamo al "estilo del café", para que guste a todo el mundo – o así al menos lo intentaré – para que lo entiendan unos pocos y para que lo usen menos que unos pocos. 

Pues todo subyace como el agua. El agua en si misma es agua. Pero no toda el agua vibra en la misma frecuencia ni se comporta durante un tiempo como tal.


Y hoy os acercaré solo como el movimiento de un trapecio a la ecuación secreta. Términos como mente divina, holograma cuántico, universo paralelo, el campo geométrico, la matriz, la atención consciente, los milagros o el puente fractal hace que empiece por Darabont. En la que tan sutilmente supo hacer lo mismo que intentaré yo; y es ser  guionista, productor y director de la película The Green Mile o La Milla Verde, y me refiero al – para mi- gran Frank Darabont.

La historia se centra  en el.«corredor de la muerte» lugar donde se encuentran las celdas de los presos que esperan ejecución  en la penitenciaría Cold Mountain, en el estado de Luisiana, durante la década de 1930. Y allí está un preso con poderes “sobrenaturales” y que es capaz de sanar a personas e incluso animales.

Me encanta cuando en la película se cita un proverbio en el que  dice que “hasta un reloj parado tiene razón dos veces al día”. Tomad nota, Pues obedece a un dato.

Si rebobinamos en el tiempo para saber la metafísica de los milagros me gustaría detener el cronógrafo en aquellos tiempos remotos en que la comunidad de los ASH o lo que es lo mismo los Auténticos Seres Humanos y que se hacían llamar Esenios.




Los Esenios estudiaban para aprender a ser mejores personas desde la sabiduría. No conocían la frontera limitante del conocimiento pues no tenían impermeabilidad a la hora de saber,  ya que eran conocedores de todas las religiones y los principios teóricos y prácticos del conocimiento en multitud de disciplinas. De hecho, elevaban las diferentes religiones y filosofías afirmando que eran como el agua,  aunque en diferentes estados de manifestación.




Me gustaría hacer mención a su vez honrar tan bellas palabras escritor por el legendario historiador Plinio cuando dijo que al oeste del mar muerto los Esenios se mantenían apartados de la orilla insalubre. “Son un pueblo único y el más admirable del mundo”. Sus conocimientos en parte se hallan contenidos en los textos -recientemente traducidos- de los Rollos del Mar Muerto, antiguos legados esenios de 2.000 años de antigüedad y que fueron descubiertos en 1946. De los 22.000 fragmentos y rollos escritos sobre papiro, metal y cuero, únicamente uno fue hallado intacto: El Rollo de Isaías.

La información contenida en este manuscrito relata una profecía dirigida específicamente para nuestros tiempos que se convierte en una especie de advertencia y matizo – no sentencia- y nos indican el rumbo que debemos corregir en el presente para así poder revertir nuestro propio destino en el futuro.

La humanidad se distanció de la espiritualidad y de las disciplinas de apertura a su potencial interno, las cuales nos ayudan a influir en la realidad. A veces es mejor seguir adelante, por mucho que el cuerpo y la mente protesten. Es en ese preciso momento es cuando tu tomas el control de ti mismo.

¿Qué significa tomar control de ti mismo?

Significa crear un Neoneuxus, que sería como  la nueva conexión con las emociones, el pensamiento positivo, la activación de la pineal, la apertura la puerta de la verdadera humanidad, la descalcificación de nuestro potencial y el entendimiento de los campos de energía.

Un complejo experimento genético con el ácido desoxirribonucleico o ADN, que es un ácido nucleido que contiene todas las instrucciones genéticas y aún en la distancia métrica se observó una insólita conexión del ADN.

Por tanto, y retomando la conexión con el Rollo de Isaías, vemos que hay un espacio no medible en el que existe esencia más que viva y no orgánica con una energía oscilante.

La ecuación secreta bien podría ser como una reacción balanceada en la que se produce una reacción bioquímica  en donde siempre se cumple la ley de la conservación de la materia.

Por tanto, el Efecto Isaías que conozco es igual a una fuerza de la atención que emana a través de las manos por medio del pensamiento amplificado por una o varias emociones impregnadas de buenas intenciones.

Pero atención, Curiosamente te pueden arrebatar del poder del Efecto Isaías en el momento -por ejemplo- en que no te alegras del éxito de un amigo o sientes cierta envidia o dudes de quién expone la verdad. Aquí entra una variable que es una ecuación de Euler. ¿Y que sucede entonces?. Pues aquello que vives y revives y ni te das cuenta. Ya me entiendes...

Y como siempre, que cada uno saque sus propias conclusiones...

Por Ferran Prat de Sabiens

jueves, 1 de diciembre de 2016

1er Señal en el Espacio Vacío de Extraña Propiedad Cuántica?

1er Señal en el Espacio Vacío de Extraña Propiedad Cuántica?


Observaciones de una estrella de neutrones, llevadas a cabo con el VLT, podrían confirmar una predicción de hace 80 años sobre el vacío. 


1er Señal en el Espacio Vacío de Extraña Propiedad Cuántica?


Utilizando el VLT (Very Large Telescope) de ESO, un equipo de astrónomos, que ha estudiado la luz emitida por una estrella de neutrones extraordinariamente densa y fuertemente magnetizada, puede haber encontrado los primeros indicios observacionales de un extraño efecto cuántico predicho por primera vez en la década de 1930. 


Espacio

La polarización de la luz observada sugiere que el espacio vacío que hay alrededor de la estrella de neutrones está sujeta a un efecto cuántico conocido como birrefringencia de vacío. 

Un equipo dirigido por Roberto Mignani, de INAF Milán (Italia) y de la Universidad de Zielona Gora (Polonia), utilizó el VLT (Very Large Telescope) de ESO, instalado en el Observatorio Paranal (Chile), para observar la estrella de neutrones RX J1856.5-3754, a unos 400 años luz de la Tierra. 

A pesar de estar entre las estrellas de neutrones más cercanas, su extrema oscuridad hizo que los astrónomos sólo pudieran observarla en luz visible utilizando el instrumento FORS2, instalado en el VLT, en los límites de la tecnología de telescopios actual. 


Vacio


Las estrellas de neutrones son los densos núcleos remanentes de estrellas masivas (al menos 10 veces más masivas que nuestro Sol) que han estallado como supernovas al final de sus vidas. También tienen campos magnéticos muy extremos, miles de millones de veces más fuertes que los del Sol, que impregnan su superficie exterior y sus alrededores. 


Estos campos son tan fuertes que incluso afectan a las propiedades del espacio vacío que hay alrededor de la estrella. Se cree que, normalmente, el vacío está completamente vacío, y que la luz puede viajar a través de él sin sufrir ningún cambio. 

Pero en la electrodinámica cuántica (QED, por sus siglas en inglés), la teoría cuántica que describe la interacción entre fotones de luz y partículas cargadas, como electrones, el espacio está lleno de partículas virtuales que aparecen y desaparecen todo el tiempo. 

Los campos magnéticos muy fuertes puede modificar este espacio, lo que afecta a la polarización de la luz que pasa a través de él. 

Mignani, explica: "De acuerdo con la QED, un vacío altamente magnetizado se comporta como un prisma lo hace con la propagación de la luz, un efecto conocido como birrefringencia de vacío". 

Sin embargo, hasta ahora, de entre las muchas predicciones de la QED, la birrefringencia de vacío carecía de una demostración experimental directa. 

Los intentos de detectarla en el laboratorio no han tenido éxito en los años 80 desde que se predijo en un artículo por Werner Heisenberg (conocido por formular el principio de incertidumbre) y Hans Heinrich Euler. 

"Este efecto puede detectarse solamente en presencia de campos magnéticos enormemente fuertes, como los que hay alrededor de estrellas de neutrones. 

Esto demuestra, una vez más, que las estrellas de neutrones son laboratorios de un gran valor para el estudio de las leyes fundamentales de la naturaleza", afirma Roberto Turolla (Universidad de Padua, Italia). 

Tras un cuidadoso análisis de los datos del VLT, Mignani y su equipo detectaron polarización lineal (en un grado significativo de alrededor del 16%) debida probablemente, según los investigadores, al efecto impulsor de birrefringencia de vacío en el área de espacio vacío que rodea a RX J1856.5-3754. 


Extrana



Vincenzo Testa (INAF, Roma, Italia), comenta: "Es el objeto más débil en el que se ha medido nunca la polarización. Requiere uno de los telescopios más grandes y más eficientes del mundo, el VLT, y técnicas precisas de análisis de datos para mejorar la señal de una estrella tan débil". 

"La alta polarización lineal que medimos con el VLT no puede explicarse fácilmente con nuestros modelos, a menos que incluyamos los efectos de birrefringencia de vacío predichos por QED", agrega Mignani. 

"Este studio del VLT es el primer apoyo observacional para las predicciones de este tipo de efectos QED que emanan de un campo magnético extremadamente fuerte", comenta Silvia Zane (UCL/MSSL, Reino Unido) 

telescopio

Mignani está emocionado ante las mejoras en este área de estudio que podrían dares gracias a los telescopios más avanzados: "Las mediciones de la polarización con la próxima generación de telescopios como el E-ELT (European Extremely Large Telescope)de ESO, pueden jugar un papel crucial a la hora de poner a prueba las predicciones de los de efectos de birrefringencia de vacío de la QED alrededor muchas más estrellas de neutrones". 

"Esta medición, realizada por primera vez ahora en luz visible, también allana el camino para que puedan llevarse a cabo mediciones similares en longitudes de onda de rayos X", añade Kinwah Wu (UCL/MSSL, Reino Unido).

fuente/Taringa

viernes, 27 de mayo de 2016

FÍSICA TEÓRICA.

¿Esconde la naturaleza una quinta fuerza fundamental desconocida?

fnal.gov

Unos físicos teóricos de Estados Unidos han sugerido que la hipótesis de unos científicos húngaros podría ser cierta.

La mayoría de los fenómenos naturales se pueden explicar gracias a cuatro fuerzas fundamentales: gravitacional, electromagnética, nuclear fuerte y nuclear débil. Sin embargo, unos físicos de Hungría pueden haber encontrado una quinta fuerza que no conocíamos, informa el portal Popular Science.

Ya el año pasado, varios integrantes del Instituto de Investigación Nuclear de la Academia Húngara de Ciencias anunciaron este descubrimiento, pero hasta el momento nadie le había prestado demasiada atención. En su estudio, estos especialistas sugerían que habían hallado una nueva partícula: un fotón oscuro, análogo de los fotones convencionales, pero que funciona con la materia oscura.

Posteriormente, un grupo de físicos teóricos de la Universidad de California Irvine (Estados Unidos) revisó los resultados de esas pesquisas, comprobó que sus datos no entran en conflicto con las leyes de la física existentes y ha llegado a la conclusión de que sus colegas húngaros podrían haber encontrado la evidencia de que existe esa quinta fuerza fundamental.

De este modo, los científicos estadounidenses sugieren que la nueva partícula descubierta por el equipo magiar no era un fotón oscuro, sino un bosón X protofóbico, que podría llevar a una fuerza muy pequeña que actúa en un núcleo atómico. Este hecho confirmaría que sí se trata de una fuerza diferente.

fuetne/RT

martes, 12 de abril de 2016

Contactar con tu Doble Cuántico.


A pesar de vivir en otro tiempo y espacio, hay ranuras temporales donde podemos conectar con ese otro doble cuántico, que se mueve a velocidades superiores a la luz. Con nuestro pensamiento, generalmente orientado hacia el mañana, tendiente a planificar y proyectar, vamos creando diferentes posibilidades de futuro (futuros probables)…

Sabemos que el tiempo tal y cual nosotros lo concebimos no existe. Según la teoría del físico francés Jean Pierre Garnier Malet todo en el universo es doble, desde los planetas hasta los granos de arroz.

Su famosa teoría del desdoblamiento de las fases del tiempo, dice que los seres humanos, como seres multidimensionales, tenemos también nuestro doble, mientras nosotros existimos en tiempo real, él lo hace en el cuántico, en estado ondulatorio, que es el estado de nuestro cuerpo energético.


Durante algunos instantes entre instantes (millonésimas de segundo) nuestro estado corporal contacta o pasa al estado ondulatorio y vivimos en el cuántico sin enterarnos. Podemos intercambiar información con el doble mientras dormimos y estamos en la fase REM o sueño paradoxal, que es cuando nuestra actividad cerebral es más intensa. No sólo podemos contactar con él, sino pedirle que colabore para sanar nuestros pensamientos y emociones y para que los problemas de nuestra vida se resuelvan.

Cómo contactar con tu Doble Cuántico:

1. Ir a dormir en calma, ese otro yo existe en una frecuencia elevada. No habrá comunicación si no estamos en el estado adecuado, sino que por el contrario podríamos captar lo que el físico llama informaciones parasitarias, que provocarían el efecto opuesto al deseado.

2. Estar hidratados, ya que la información pasa a través de los líquidos de nuestras células. Por lo cual es conveniente beber un vaso de agua antes de dormirnos. 

3. Hacer un ejercicio de introspección (el examen de consciencia, de toda la vida) y si caemos en la cuenta de que hemos estado pensando mal, pedir que se cambien nuestros patrones de pensamiento negativo. Pensar bien de nosotros mismos y de los demás.

4. Alcanzar un estado de benevolencia y total confianza antes de hablar a nuestro doble y exponer con detalle lo que necesitamos resolver, el pedido debe ser sólo para temas propios, recuerda que estás hablando contigo mismo. Pedir la solución que deseamos u otra posibilidad que sea la adecuada para nosotros y armoniosa para el mundo. Esto se hará justo en el momento antes de dormirnos, en la frecuencia de ondas alfa. Luego nos entregaremos al sueño con tranquilidad.

5. Al día siguiente debemos estar atentos a los mensajes intuitivos y a las sincronías o pequeños milagros que surjan en nuestra vida cotidiana. 

Garnier dice que buscando y reencontrando el contacto con nuestro doble podremos equilibrarnos y hallar el sentido de nuestra vida terrestre. Y explica que por una  equivalencia entre el tiempo del yo ondulatorio y el nuestro, hay un período que puede alcanzar hasta 40 días para que se resuelvan los temas que dejamos en manos del doble.

Dentro de ese lapso de tiempo él explorará lentamente esos futuros probables que nuestra mente ha proyectado y adoptará la opción más conveniente, creando así nuestra realidad presente. Depende de la complejidad del pedido, esto también podría resolverse en unos pocos días, tres, por ejemplo.

fuente del texto/evolucionconsciente.org

lunes, 29 de febrero de 2016

Física Cuántica: Dimensiones.

Las dimensiones son los diferentes estados de la existencia que experimentamos durante el camino hacia el Ser Único. Es decir son los pasos evolutivos que el Ser decidió experimentar para regresar a la fuente divina. Todos los niveles dimensionales se encuentran en el aquí y el ahora, la diferencia es la longitud de su onda o frecuencia. Las dimensiones son frecuencias dentro de la cual vibramos, también podríamos decir que son niveles de conciencia, son algo parecido a las bandas de radio con sus frecuencias y estaciones. Existen siete dimensiones perceptuales que se corresponden a la octava dimensional donde se encuentra la Tierra en estos momentos. Igualmente existen otras dimensiones que se corresponden a otras octavas vibratorias que se encuentran actualmente fuera de nuestra comprensión humana. Cada dimensión está regida por un conjunto de leyes y principios específicos para funcionar en sintonía con la frecuencia de esa dimensión.


Cambiar de dimensión significa expandir nuestra conciencia, es famosa la historia del personaje animado que vivía en un papel y cuyo mundo era totalmente bidimensional o plano, asi su cerebro había aprendido que asi era su realidad formada por puntos y líneas sobre un inmenso plano blanco. Era Inconcebible para el pensar en objetos con volumen o tridimensionales. Asi es para nosotros un imposible desde nuestras creencias, pensar el realidades que no sean la conocida, ya que nuestro cerebro esta entrenado a percibir de una manera determinada. Entonces, cambiar de dimensión es expander nuestra forma de percibir la realidad, de ver las cosas. Ahora nos encontramos pasando a una realidad mas energetica, que se parece mas al mundo de los sueños y la imaginación.


La Primera dimensión es la encargada de convertir a la energía en materia, es la frecuencia basica de los átomos y las moléculas, por lo tanto es la dimension del microcosmos, es la frecuencia vibratoria de activacion del ADN . Se puede decir que maneja un nivel de consciencia elemental referido al cumplimiento de funciones, o sea una consciencia puntual, sabe como dirigirse de un punto a otro. Los minerales y el agua vibran en esta frecuencia, los minerales son el aspecto cristalino de la misma, el agua el aspecto liquido de la misma. Se encuentra en los fluidos y las corrientes electricas del cuerpo humano, activa el código génetico e impulsa energéticamente el sistema celular. Si tomaramos como metafora al ser humano para describir las dimensiones, podriamos decir que la primera dimensión la experimentamos en la etapa prefetal, donde somos un conjunto de potencialidades con un programa de division celular y mantenimiento de funciones. Todas las dimensiones funcionan a todas las escalas y las de esta octava son las mismas en todo el universo.

La Segunda dimensión es la frecuencia donde existen la mayoría de los animales y las plantas. Es tambien física e impulsa la identidad biológica. Es la vibración que mantiene la unión entre las especies, lo que se ha llamado el inconciente colectivo de las especies, es decir es la forma como se reconocen los animales de una misma especie para cumplir con sus funciones reproductoras. No posee diferenciación individual, ni autoreconocimiento. En este nivel de conciencia no hay referencia temporal espacial. 

La conciencia es lineal o bidimensional. A nivel geométrico se corresponde con las formas planas como el círculo, el cuadrado etc. Es la responsable de la variedad biológica y de todas las energías que se encargan de propiciarla como las fuerzas elementales de la naturaleza. Podemos tomar como ejemplo las bandadas de pájaros que actúan cordinandamente como un todo, o los cardúmenes de sardinas, ambos han sido objeto de estudio y se ha comprobado que actúan como un cuerpo conciente donde cada uno de los miembros mantiene una distancia matemática entre ellos y que solamente rompen la formación cuando son atacados. Siguiendo la metáfora del ser humano, la segunda dimensión se podría compara con la etapa fetal, flotamos siendo uno con el entorno, en un estado no egóico, sin referencia temporal/espacial.


La Tercera dimensión es donde existimos los seres humanos, también es física y el tipo de conciencia de esta vibración es volumétrica o tridimensional, a nivel geométrico se perciben formas como el cubo y la esfera y los sólidos platónicos. Hay una percepción lineal del tiempo y el espacio, con la capacidad de recordar el pasado y proyectar el futuro estando en el presente. Se basa en la polaridad y la ilusión de separación, en el desarrollo de la identidad individual y la perdida del sentido grupal. Esta es la frecuencia donde nos hacemos conscientes de nosotros mismos, desarrollamos el ego y creemos que estamos separados del todo. Es en esta dimensión donde nos percibimos más separados del todo que en ninguna otra, por lo tanto es aquí donde al Ser Único se le presentan mas retos de integración y crecimiento. En el ser humano comienza a partir del segundo año de vida, cuando el niño empieza a diferenciarse del entorno como individuo, a expresar sus deseos, a formar su ego. Es una etapa de aprendizaje muy importante, donde comienza la fragmentación. En tercera dimensión experimentamos un proceso de división del Ser que produce lo que llamamos personalidad. Es parte del trabajo de evolución el recoger y juntar todas las partes.


La Cuarta dimensión es la frecuencia donde regresamos a la conciencia de integración grupal, sin pérdida de la individualidad. Esta frecuencia ha sido llamada zona arquetipal o inconsciente colectivo, es el lugar donde residen los sentimientos, las emociones y los sueños. En esta dimensión percibimos el tiempo en oleadas cíclicas o en forma de espiral. Existe en un campo cuántico donde se presentan simultáneamente todas las alternativas y posibilidades. Es la frecuencia de la sincronicidad, la empatía y la telepatía. Es la ultima dimensión donde experimentamos con el cuerpo físico como vehículo de aprendizaje. En esta frecuencia percibimos la multidimensionalidad y nos damos cuenta de nuestra responsabilidad, al hacemos consciente que cada una de nuestras acciones afecta el todo.

En estos momentos nos encontramos despertando a la conciencia de cuarta dimensión y la sentimos sobrepuesta sobre la tercera, por eso a nivel humano estamos pasando por la necesidad de compartir con grupos, revisar nuestras relaciones, buscar sanación y crecimiento con terapias. También es la causa del desmoronamiento de estructuras físicas, económicas y políticas por mucho tiempo establecidas, que ya no se corresponden con esta nueva vibración. Y cada vez vamos a ver más cambios a todos los niveles de aquello que no se corresponda con la nueva energía.


El cambio dimensional es a todas las escalas, no solo lo estamos experimentando los seres humanos sino también la Madre Tierra y a una escala mayor toda la galaxia. El cambio dimensional no sucede de un día para otro sino por capas paulatinas de conciencia. Una vez que estemos alertas en la cuarta dimensión se abrirán suavemente las puertas a quinta y sexta. Aceptar la conciencia de cuarta dimensión es lo que se ha llamado el salto cuántico y es el paso más difícil del cambio dimensional ya que este implica un profundo cambio de creencias. La cuarta dimensión es el portal hacia la conciencia Crística. La conciencia Crística es aquella conciencia colectiva que se reconoce a si misma como Unidad.

La quinta dimensión es la frecuencia de la sabiduría y es totalmente pura energía. Es donde se encuentran los Maestros Ascendidos y los espíritus guías. En quinta experimentamos el fundirnos con el grupo de almas al cual pertenecemos vibracionalmente y al Ser superior o Multidimensional. Es la dimensión donde recordamos quienes somos y despertando nuestra sabiduría interna. Es en esta dimensión donde se experimenta la conciencia grupal que forma un solo Ser de mayores dimensiones. Es una frecuencia energética, no física. El tiempo es un continuo, solo existe el ahora eterno. Muchos de los seres que están en esa dimensión al contactarse con su sabiduría, escogen ser los guías espirituales de los que estamos en la dimensión física, como parte de su servicio en el proceso de evolución. Muchos de los seres canalizados hoy en día que se presentan como una conciencia de grupo están en quinta dimensión, así mismo cuando hacemos contacto con nuestro Yo Superior estamos viviendo una experiencia de quinta. Como es una dimensión de luz percibimos holográficamente y en formas lumínicas de una gran intensidad, muchas veces geométricas.

La diferencia entre quinta y sexta así como entre sexta y séptima no es tan evidente como la de cuarta y tercera, a partir de quinta las dimensiones se encuentran solapadas o fundidas y sus fronteras son difusas, esto es debido a que estamos hablando de energía y no de materia.

La sexta dimensión es la frecuencia que se ha llamado Crística o Búdica, porque es allí donde se llega el estado de remembranza total, donde se toma responsabilidad por el todo y se es el todo. Es un estado de conciencia compasiva, la famosa iluminación. Es el regreso a casa, al Ser Único. En sexta el proceso de evolución del Ser y el Todo se experimentan como Uno, es el lugar de la conciencia ilimitada y unificada. Esta frecuencia se manifiesta como individual y colectiva simultáneamente. La sexta dimensión es la creadora de las matrices morfogénicas que se manifiestan en otras dimensiones como tercera, segunda y primera. Estas matrices son las formas geométricas y las redes que llamamos geometría sagrada, son los patrones geométricos de luz creadores de vida y responsables de su materialización.

La séptima dimensión es la frecuencia de la integración total, ya no quedan partes dispersas, la conciencia se experimenta multidimensionalmente, es decir se tiene conocimiento de las partes que alguna vez estuvieron desmembradas en el pasado con una nueva perspectiva de integración. Allí se encuentran los seres que están y son puro amor. Es una dimensión energética donde no existe la forma. Es la dimensión del reino angélico y las conciencias de luz pura.

fuente/secretosdelamatrix.blogspot.com/

jueves, 4 de febrero de 2016

Experimentos en PsicoCuántica.

La física cuántica sostiene que el observador afecta a lo observado, que el observador no es independiente del mundo “exterior”, del mundo que vemos ahí fuera, sino que es parte integrante de ese mundo “exterior” y que, por tanto, la dualidad “interior-exterior”, "objetivo-subjetivo" se disuelve. Sostiene que formamos parte de una totalidad en la que nuestra creencia de que vivimos en una realidad fragmentada no es más que una ilusión. El gran físico cuántico David. Bohm en su libro "La totalidad y el orden implicado", defiende la necesidad "de mirar el mundo como un todo continuo, en el cual todas las partes del universo, incluyendo al observador y sus instrumentos, se mezclan y unen en una totalidad"

A raíz de la discusión científica llevada a cabo a lo largo de aproximadamente 200 años para demostrar si la luz es una onda o una partícula (según el investigador), se llegó al descubrimiento de que ésta, puede comportarse de las dos maneras, todo depende de lo que el investigador quiera ver...

La discusión científica empezó cuando el físico holandés Christian Huygens en 1680 quiso demostrar que la luz se transmitía en ondas, posteriormente, en 1704, Isaac Newton lo refutó defendiendo la tesis de que la luz viajaba en partículas y no en ondas como había dicho Huygens. Un siglo después, el físico Thomas Young postuló de nuevo que la luz se propagaba en ondas y lo demostró proponiendo el famoso experimento de doble ranura. Experimento con el cuál quedó abierta una nueva pregunta, ¿qué rol desempeña el observador humano en la realidad? Si el experimentador podía influir en los resultados obtenidos, haciendo que la luz se comportase como una partícula o como una onda en función de lo que quisiese demostrar, es que existe una interacción entre la conciencia del observador y la luz (y la realidad).

Por otro lado, los trabajos llevados a cabo por el Dr. Masaru Emoto sobre la cristalización del agua son también prueba empírica de que existe una interacción entre la conciencia y la materia. Según Emoto, cuando una molécula de agua pura cristaliza, el agua se convierte en cristal puro, pero no lo hace de la misma manera si el agua está contaminada.

Emoto ha hecho estudios sobre cómo las diferentes músicas, intenciones, pensamientos estructuran las moléculas de agua cristalizándose en hermosas estructuras hexagonales o sin formas. Tras iniciar experimentos sobre cómo el agua cristalizaba al recibir la vibración de diferentes músicas, probaron por experimentar cómo respondía el agua a las palabras y las intenciones. Emoto relata lo siguiente:

“este experimento implicaba la colocación de arroz en dos recipientes idénticos de vidrio. Posteriormente, la persona hacía esto durante un mes. Dos niños de una escuela primaria le hablaron al arroz todos los días durante un mes al regresar del colegio. Como resultado de ello, el arrozal que le decían gracias estaba casi fermentado y había adquirido un agradable y suave aroma, mientras que el arroz al que le decían “estúpido” se había oscurecido y echado a perder. Dijeron que el olor era repugnante más allá de cualquier descripción”.

Para realizar este experimento de forma oficial, resolvieron el problema de la subjetividad utilizando el lenguaje escrito. Decidieron no utilizar palabras manuscritas, sino palabras que hubiesen sido escritas por un procesador de texto. Pegaron una etiqueta en cada recipiente; en una decía “Gracias” y en la otra “Estupido”. Los dejaron reposar durante una noche. Al día siguiente congelaron el agua y tomaron la fotografía de los cristales que se habían formado. Las dos muestras presentaban notorias diferencias en la cristalización.

A raíz de los impresionantes experimentos de Emoto con el agua y de los descubrimientos de la física cuántica, me decidí personalmente a comprobar lo que estaba leyendo, así que me puse manos a la obra. Quise reproducir el experimento del arroz y los niños. Quise comprobar por mí mismo si la conciencia podía interaccionar con la materia y una manera de hacerlo era a través de este sencillo experimento.

A esta serie de experimentos los he llamado Experimentos de PsicoCuántica, dado que interacciona la “Psique” (la conciencia) y “Cuántica” porque probablemente sea esta disciplina la que tenga el marco teórico adecuado para acercarse a explicar de forma científica estos hechos. He llamado “Patrón de conciencia” (PC) a la frase o palabra que se proyecta con la conciencia sobre la materia que se quiere influir.

fuente/trans-personal.com/experimentos.htm